Ejemplos de artículos de divulgación

Un artículo de divulgación es un texto empleado para difundir o explicar ciertas nociones o hechos sobre un tema en particular, generalmente la temática se encuentra vinculada a los avances tecnológicos o científicos de un periodo de tiempo dado. La diferencia entre un artículo científico y uno de divulgación se sitúa en que el primero va dirigido a especialistas en el tema, y el segundo al público en general. En algunos países del mundo las Universidades o empresas que realizan investigaciones  poseen un departamento destinado de forma exclusiva a la divulgación, para dar a conocer desde adentro cuales son los avances que van logrando.

Es sumamente necesario para la explicación dentro de este tipo textual el empleo de un lenguaje preciso e inequívoco, de manera que no se pueda llegar a conclusiones erróneas o mal fundadas. Además la información debe ser adaptada a un nivel de comprensión que permita ser leída por cualquier persona. A continuación brindaremos una serie de ejemplos de artículos de divulgación (debemos aclarar que la información contenida en los artículos son solo a modo de ejemplo y no es verdadera).

Ejemplo 1 de artículos de divulgación

Dormir menos de ocho horas causa problemas de salud

Según datos recolectados por una serie de experimentos llevados a cabo en la Universidad de La Plata, aquellas personas que duermen durante periodos prologados de tiempo (más de cinco años) menos de ocho horas, poseen problemas de salud.

Esta condición se adquiere a partir del agotamiento en exceso que sufre el cerebro por las exigencias diarias. Obteniendo así una disfunción metabólica que desacelera la absorción de nutrientes en los alimentos, disminuye el flujo sanguíneo y acumula grasas innecesarias.

Como consecuencia derivada de esta disfunción tenemos que quienes no duermen en el largo plazo contraen enfermedades crónicas coronarias y otras afecciones derivadas.

Para disminuir los efectos en el caso de no poder descansar las horas necesarias, se recomienda el ejercicio físico regular y la ingesta de una dieta balanceada. Aunque según las estadísticas se podría revertir parte del cuadro con estas conductas, lo cierto es que a la larga se notan las diferencias.

Ejemplo 2 de artículos de divulgación

Mientras menos comemos más engordamos

Una serie de experimentos llevados a cabo en varios lugares de distintos países por la Universidad de Stanford han llegado a la conclusión algo contradictoria del título. Si bien la lógica común de la gente lleva a pensar que mientras menos comemos estamos en condiciones de disminuir más rápidamente de peso, según los científicos esto no se cumpliría en la realidad.

Para hacerle frente a esta premisa, han explicado en palabras simples que mientras más hambre sufre el cuerpo, éste comienza a almacenar grasas y nutrientes para un posible periodo de escasez.

Es así como las dietas no deben basarse en un consumo pobre de alimentos, sino que deben ser realizados a conciencia de una dieta balanceada que no posea porciones pobres. Entendiendo por éstas a aquella que deje con falta de saciedad a la persona que la consume.

Como siempre recomiendan controles médicos periódicos para evitar que se escondan otros posibles problemas (como por ejemplo disfunciones de tiroides).