Saltar al contenido

Ejemplos de aminoácidos

Los aminoácidos, son compuestos del tipo orgánico que, al combinarse entre si se transforman en proteínas. Dichos nutrientes son necesarios para el normal desarrollo orgánico del ser humano. Se trata de componentes del tipo cristalino que tienen un sabor ligeramente dulce.

Los aminoácidos, tienen la responsabilidad de lograr el normal funcionamiento del organismo en diferentes funciones que son esenciales. Algunas de ellas son la cicatrización de heridas, la reparación de los tejidos y la síntesis de los neurotransmisores.  Presentan un gran beneficio al mejorar la salud del corazón y además colaboran en el correcto metabolismo.

Ejemplos de aminoácidos

Los aminoácidos esenciales se encuentran en los diferentes alimentos que consumimos a diario.

Los científicos descubrieron que existe un grupo de ocho aminoácidos que son esenciales. Son considerados imprescindibles para la buena salud. si alguno de ellos falta, se produce un desequilibrio que es contraproducente.

Ejemplos de aminoácidos esenciales

  • Fenilanina: transmite señales en el cerebro entre las neuronas. Genera estados de alerta en el mismo.
  • Isoleucina: se encarga, junto con otros aminoácidos, de reparar los músculos y regular la cantidad de azúcar en la sangre.
  • Leucina: cicatriza el tejido muscular y disminuye la cantidad de azúcar en la sangre.
  • Lisina: colabora con la reparación y el crecimiento de los tejidos además de incrementar los anticuerpos dentro del sistema inmune.
  • Metionina: es un antioxidante que evita la acumulación de grasa.
  • Treonina: este tipo de aminoácido se encarga de regular el número de proteínas que se encuentran en el organismo y colabora con la producción de elastina y de colágeno.
  • Triptófano: promueve la liberación de la serotonina. Hablamos de un neurotransmisor que se encarga de regular el placer y también los ciclos de sueño.
  • Valina: se encarga de reparar los tejidos, sobre todo aquellos que se encuentran en la vesícula biliar y en el hígado.

Aminoácidos no esenciales

Estos aminoácidos son los que el cuerpo sintetiza en forma natural. Esto significa que no se necesita ingerir ningún tipo de complemento nutricional o alimento para obtenerlos.

  • Ácido aspártico: colabora con la circulación de diferentes minerales a través de las mucosas del intestino.
  • Ácido glutámico: ayuda en la correcta función del sistema nervioso central y estimula el sistema inmune.
  • Alanina: transfiere nitrógeno hacia el hígado desde los tejidos circundantes.
  • Arginina: colabora en la correcta actividad sexual.
  • Cisteína: disminuye la aparición de radicales libres.
  • Cistina: sintetiza la insulina.
  • Glicina: atrasa la degeneración muscular y promueve que el sistema inmune esté saludable.
  • Glutamina: incrementa la función del cerebro y mantiene el tejido muscular en perfectas condiciones.
  • Histidina: repara y colabora en el crecimiento de todo tipo de tejidos.
  • Ornitina: libera las hormonas del crecimiento, regenera el hígado y estimula la segregación de insulina.
  • Prolina: produce colágeno. Además, repara y mantiene saludables los músculos y los huesos.
  • Serina: colabora con el metabolismo de los diferentes ácidos grasos y con el crecimiento de las células.
  • Taurina: previene la degradación de los músculos del corazón y los fortalece.
  • Tirosina: es precursor de la dopamina y de la adrenalina que contribuyen a equilibrar el estado de ánimo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.